3 de Agosto: Beato Agustín Kazotic, obispo y mártir (1260-1323)

Nació en el 1260 en Trogir, Dalmacia (actual Croacia). Ingresó a los 15 años al convento de los dominicos. Al terminar sus estudios, en 1280, fue enviado a París y luego a Hungría, donde entabló una profunda amistad con el futuro Papa Benedicto XI, quién en 1303, lo consagró como Obispo de Zagreb. Allí vivió entre luchas internas en torno al tema de la sucesión al trono, durante 20 años, pero al fin el Señor trajo la paz. En 1322, el Papa le asignó la diócesis de Lucera, en el sur de Italia, donde vivían miles de musulmanes sarracenos. El santo desarrolló una gran obra de ayuda en favor de los pobres y necesitados, fundó varios conventos de la orden de los predicadores, y así ayudó a reconstruir la presencia cristiana. Después de un año, había logrado tanto con su trabajo que algunos musulmanes se enojaron con él, y uno de ellos le golpeó en la cabeza con un eje de hierro. Así falleció el 3 de agosto de 1323.